En el olvido, bodas gay en Edoméx

En la congeladora
A pesar del respaldo de la SCJ, Codhem, UAEM y del gobernador, los diputados se niegan a reformar el código civil

Concluye el segundo periodo ordinario de sesiones de la LIX Legislatura del Estado de México y los diputados no discutieron, ni en comisiones, la reforma al Código Civil mexiquense que permitiría legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo.

De nada sirvió el exhorto entregado por la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México a los legisladores, en el cual se pedía realizar los ajustes necesarios a la ley para evitar que continuara siendo discriminatoria para la comunidad Lesbico, Gay, Transexual (LGBT).

Desde hace más de un año, el gobernador, Eruviel Ávila Villegas envió la iniciativa a la Cámara de Diputados para reformar el Código Civil, tras recibir la instrucción de la Suprema Corte de Justicia donde le advierte que este reglamento es violatorio de los derechos humanos.

En el Estado de México sólo se realizó una boda gay, en los últimos dos años en la ciudad de Toluca, producto de un amparo otorgado por la SCJN, sin embargo la comunidad LGBT no cesa la lucha por legalizar este tipo de matrimonios.

En los últimos meses desde los llamados a no pagar impuestos, marchas y la entrega de una canasta con “huevos” son las acciones emprendidas por éste grupo vulnerable, que sólo busca el reconocimiento de sus garantías individuales.

Durante la clausura del segundo periodo ordinario de sesiones, se destacaron algunas de las iniciativas aprobadas, la última de ellos la Ley de Transparencia; pero no se mencionó nada sobre permitir de los matrimonios gays.

Todo indica que el 10% de la población que se estima tiene una preferencia sexual distinta, tendrán que esperar más tiempo para que sus derechos les sean reconocidos en el Estado de México.

(Fotografía cortesía)

Comentarios