Desarrollo de energías limpias, reto para química actual

Ante el compromiso global de atender los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), la ciencia química está destinada a generar combustibles no contaminantes que mejoren el medio ambiente, subrayó el profesor-investigador Víctor Sánchez Mendieta, quien cuenta con 33 años de servicio en la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM).

El ganador del Premio Estatal de Ciencia y Tecnología 2020, en el área de ciencias naturales y exactas, precisó que dividir la estructura molecular del agua bajo condiciones adecuadas permitiría generar energías limpias, a partir del envasado de hidrógeno, el combustible del futuro, y oxígeno, indispensable para la vida.

El universitario e investigador nivel tres del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), se interesó por esta línea de investigación mientras cursó el doctorado en Química Inorgánica en la Universidad de la Columbia Británica en Vancouver, Canadá.

“El hidrógeno es el combustible del futuro, es una energía limpia, el oxígeno es lo que nos mantiene vivos. En la pandemia se ha visto que el requerimiento de oxígeno envasado es vital para los cuidados de las personas enfermas”.

Por otro lado, el especialista quien desde 1988 inició su carrera docente en la Facultad de Química, se dijo satisfecho por el galardón recibido por parte del Consejo Mexiquense de Ciencia y Tecnología (Comecyt). “Es satisfactorio que el gobierno del Estado de México reconozca a sus ciudadanos y me siento más orgulloso por ser nativo de la ciudad de Toluca”.

Consideró que es esencial que la población conozca la labor que realiza la comunidad científica en México, principalmente la niñez. “Desde los pequeños hasta la gente mayor debemos destacar por qué la ciencia es importante”.

Entre sus líneas de investigación se encuentra la química orgánica, en particular el estudio de polímeros. Este tema lo abordó durante nueve años mientras cursó la licenciatura y maestría. Comentó que realizó diversos proyectos de investigación acerca de este tema en el Instituto Nacional de Investigaciones Nucleares (ININ).

Cabe destacar que desde 2016 labora en el Centro Conjunto de Investigación en Química Sustentable UAEM-UNAM (CCIQS). Estudió la licenciatura en Química en la UAEM y posteriormente cursó la maestría en Química Orgánica en la Universidad Autónoma del Estado de Morelos; “orgullosamente soy producto de la UAEMéx”, finalizó.