“Ponen sobre la mesa” revocación de mandato en Edoméx

El grupo parlamentario de Morena propuso reformas a la Constitución Política estatal para garantizar el derecho ciudadano a solicitar la revocación de mandato de gobernador o gobernadora, establecer constitucionalmente las figuras de democracia representativa, directa y participativa, y fortalecer los mecanismos y bases de participación ciudadana, como el referéndum, consulta popular y presupuesto participativo.

La propuesta fue presentada por las diputadas Anais Miriam Burgos Hernández, Elba Aldana Duarte, Karina Labastida Sotelo, María de Jesús Galicia Ramos y Beatriz García Villegas, así como por los diputados Heleodoro Enrique Sepúlveda Ávila y Max Agustín Correa Hernández, busca cumplir el mandato constitucional generado por el Congreso de la Unión y homologar la Constitución local con la federal.

La iniciativa, expuesta por la legisladora Beatriz García Villegas, explica que el proceso de la revocación de mandato del gobernador o gobernadora será convocado por el Instituto Electoral del Estado de México (IEEM) a petición de al menos del 3 por ciento de la ciudadanía inscrita en la lista nominal de electores, siempre y cuando en la solicitud correspondan a por lo menos 63 municipios y que representen, como mínimo, el 3 por ciento de la lista nominal de cada uno de éstos. El Instituto tendrá 30 días para verificar requisitos y emitirá inmediatamente la convocatoria.

Además, solo se podrá solicitar en una sola ocasión y durante los tres meses posteriores a la conclusión del tercer año del periodo constitucional; la ciudadanía podrá recabar firmas para la solicitud; la votación será 90 días después de la solicitud; será válido con una participación mínima de 40 por ciento de las personas inscritas en la lista nominal y la revocación procederá por mayoría absoluta.

El referéndum se solicitará al IEEM por autoridades, ya sea el gobernador o gobernadora o las y los diputados locales (estos últimos con al menos el 33 por ciento de sus miembros) o por la ciudadanía (con al menos el 1 por ciento de la lista nominal de electores para referéndum constitucional y con el 0.2 por ciento para el referéndum legislativo).

En el caso de las consultas populares deberán ser solicitadas por al menos 0.5 por ciento de la ciudadanía y se podrá solicitar resolución de conflictos limítrofes o creación de municipios, cuyo resultado será vinculatorio si la participación es de al menos del 15 por ciento de la ciudadanía inscrita en la lista nominal en los municipios donde se celebró la consulta.

La propuesta, enviada para su análisis a las comisiones de Gobernación y Puntos Constitucionales y de Participación Ciudadana, agrega que las y los alcaldes mexiquenses deberán destinar recursos, al menos una vez al año, para el proceso de consulta de presupuesto participativo.