COVID-19 en Toluca, ¿el ayuntamiento hace lo suyo? ¿Y la gente?

¿Suspensión de derechos?, el dilema ante el aumento de casos de COVID-19.

Por: Juan Carlos González Diaz, Presidente del Foro de Abogados Progresistas del Estado de México; A. C.

El pasado 19 de diciembre, el presidente municipal de Toluca Juan Rodolfo Sánchez Gómez, en un video que subió a su página de Facebook y que retomaron diversos medios de comunicación, hizo un severo regaño a la sociedad toluqueña, con el propósito de evitar que siga creciendo los casos de COVID-19 en la capital del Estado de México; ya que el mes pasado del promedio contagios semanales aumentó, lo que sin duda es una emergencia.

Sin embargo, el propósito de la presente reflexión es establecer la obligatoriedad de que la gente se guarde a partir de las veinte horas de la noche, de acuerdo a lo referido por el propio edil en el citado mensaje.

“El presidente municipal de Toluca, Juan Rodolfo Sánchez Gómez hizo un el llamado a los ciudadanos para que no salgan de sus casas a partir de las 20:00 horas, salvo para lo estrictamente necesario, además de tomar otras medidas como el cierre de Los Portales, plazas comerciales, parques, la suspensión de venta de bebidas alcohólicas a partir de las 17:00 horas.”(la jornada 20/Dic/20).

La intención para detener la crisis sanitaria del gobierno municipal sólo queda en buen propósito, ya que suspender libertades individuales es potestad del presidente de la República con la aprobación del Congreso de la Unión, y en caso de que no se encuentre reunida con la Comisión Permanente podrá restringir o suspender en todo el país o en un lugar determinado el ejercicio de los derechos y los obstáculos para hacer frente y rápidamente a esta situación en este caso la crisis sanitaria por COVID-19, de acuerdo a lo establecido en el artículo 29 constitucional. Es por ello que el presidente municipal está impedido constitucionalmente para ello, -obligar a que la gente no salga después de las 8 de la noche-.

Sin embargo, cabe hacer una reflexión, ¿hasta dónde el derecho a la salud y el derecho a la libertad tránsito?, ambos como derechos humanos pueden confluir uno con el otro, hasta donde puede un gobierno en aras de la salud, impedir el libre tránsito, y hasta donde el ciudadano común y corriente debe de acatar dicha disposición, aún por encima del derecho. Máxime si los derechos fundamentales, son derechos del hombre y mujeres en sociedad o sea derechos que existen porque hay muchos hombre y mujeres que conviven y que son de cada quien, pero también de todos, en forma que si “yo” soy titular de ellos también los son “tú”, “él” y cada ser humano que comparte el nosotros social.

¿Hasta donde tiene la razón el que pide que se queden en su casa todos?, que no salgan, por que esto aumenta el riesgo de contagiarte y contagiar a los demás de dicha enfermedad, ¿y hasta donde les asiste derecho a las personas buscar llevar a sus casas el sustento diario? ¿Hasta donde el presidente municipal puede exigir que te guardes en casa, y hasta donde pueden obedecerlo las personas?.

Creo que la pregunta sería entonces para el presidente municipal: ¿Será que después de las 8 de la noche aumentan los contagios?. Mientras que por el día la gente sigue en aglomeraciones como pasa en muchas colonias y pueblos de Toluca. Pues no. La gente se seguirá contagiando más en las mañanas -mientras no se eviten las aglomeraciones- por lo que por las noches no servirá de mucho el evitar que salga la gente, luego entonces dicho plan se cae por sí solo.

Considero que la propuesta del presidente municipal de Toluca, solo es una buena intención, pero de ninguna manera es una propuesta seria al problema que se viene encima y que a la fecha no han sabido que hacer con él.

La gente sigue sin entender el problema de esta crisis sanitaria y el gobierno municipal no ha sabido trasmitir el mensaje para que se queden en casa, y no es por la fuerza, ni con actitudes autoritarias como se hace conciencia en la gente.