Alardea Antorcha Campesina sobre imperio empresarial

0
83

Gasolineras, hoteles, tiendas de abarrotes, centros recreativos, talleres mecánicos, restaurantes, propiedades ganaderas y agrícolas, son algunos de los negocios que integran la fortuna de la organización mexicana Antorcha Campesina, pese a ello se asumen como una agrupación “pobre”.

La organización que en días pasados tomó las instalaciones del Congreso de la Unión impidiendo la salida de los diputados federales como forma de presión para continuar recibiendo recursos por parte del gobierno federal, esta ocasión acusa ataques del gobierno.

Telésforo García Carreón, diputado en el Estado de México y miembro de la agrupación denunció que el gobierno federal de Andrés Manuel López Obrador está implementando una campaña de desprestigio contra Antorcha Campesina, utilizando a diversos medios de comunicación para que a través de reportajes expongan los negocios que ostentan.

De acuerdo con las declaraciones del legislador, es verdad que Antorcha Campesina es propietaria de 55 gasolineras en todo el país, y en la entidad, cuentan con 7 negocios de este giro. No obstante, esto no significa -expresó- que estos estén relacionados con la venta de “huachicol” o sean ilícitos.

Tenemos hoteles, tiendas de abarrotes, talleres mecánicos, restaurantes, propiedades ganaderas y agrícolas pero todas pagan impuestos, son lícitas y forman parte de un patrimonio que se construyo en 45 años que tenemos como organización y no al amparo del poder público, argumentó García Carreón.

El legislador aseguró que la agrupación nunca se ha beneficiado de los programas sociales de los gobiernos, que sus negocios son producto del trabajo de la organización, ni si quiera de las cuotas de sus militantes simplemente invirtieron las primeras ganancias que obtuvieron para crecer.

También aceptó que jurídicamente muchas de estas empresas están a nombre de familiares del dirigente nacional, Aquiles Córdova Morán, pero en realidad pertenecen a Antorcha Campesina, agrupación que pese a estos recursos calificó como “pobre”.

Otra explicación que dio para generar la fortuna de la agrupación fue que los militantes que han ocupado cargos públicos como diputaciones donan la mayoría de sus propiedades y recursos a la agrupación para hacerla crecer.

Exponer en estos momentos a Antorcha Campesina forma parte de un ataque, aseguró, que muchas otras organizaciones campesinas sí comen y utilizan los recursos de los gobiernos para subsistir, pero en su caso, tienen independencia económica y por lo tanto -considera- una independencia política.

Finalmente dijo que las exigencias a los gobiernos para que otorguen obras y recursos a los municipios donde tienen presencia no cesarán, y amenazaron con continuar tomando calles para que les cumplan “nosotros construimos negocios para que puedan ayudar a la lucha del pueblo pobre de México”.