¡Ni un paso atrás! Gays se comprometen frente a Legislatura

“Yo creo en Dios, y sé que estaría contento y feliz porque hoy, frente a todos mis compañeros, le quiero pedir matrimonio a la persona que siempre ha estado conmigo, en las buenas y en las malas. Quiero pasar el resto de mi vida contigo, tener una familia, porque creemos que vamos a tener una familia, ¡la vamos a tener!. Nosotros sí nos casamos, aunque no se pueda”, tras estas palabras Heriberto se arrodilló ante Tony y le colocó un anillo de compromiso; detrás de ellos se observaba el palacio legislativo del Estado de México, donde horas antes se determinó posponer la legalización de los matrimonios entre personas del mismo sexo, cediendo a las presiones de la iglesia y grupos conservadores.

Desde antes de las 10 de la mañana -hora el la cual iniciaría el periodo extraordinario de sesiones- ya se observaban en las calles grupos de conservadores con pancartas en mano que decían: en defensa de la Familia; los mensajes son los mismos que venían lanzaron desde días antes, donde señalaban que la palabra “matrimonio” no puede ser utilizada para definir, legalmente, a las uniones entre personas del mismo sexo, además de “moralmente” impedirles conformar familias.

A escasos metros de esta manifestación, algunos representantes de la comunidad Lesbico, gay, bisexual, transexual e intersexual (LGBTI) colocaron cartulinas, pancartas, asegurando que no detendrán la lucha por el reconocimiento de sus derechos.

Fue entonces que en medio de la manifestaciones Heriberto decidió proponerle matrimonio a Tony, reconociendo que aunque su unión no será legal en el Estado de México, recurrirá a un amparo.

Los legisladores mexiquenses, que cedieron a las presiones religiosas, discutieron temas como los endeudamientos para los municipios hasta por 25 años, la ley de extinción de dominio, permitir que en el sector salud se coloque el Bypass gástrico para combatir la obesidad, la iniciativa de gobiernos de coalición, la creación de la Fiscalía estatal, y ratificando sus creencias la donación de un terreno en Atizapán de Zaragoza a la arquediócesis de Tlalnepantla para construir una iglesia, propuesta hecha por el propio gobernador de la entidad, Eruviel Ávila Villegas.

Como último punto a tratar durante esta sesión extraordinaria se informa que las comisiones unidas de Gobernación y Puntos Constitucionales continúa en el análisis de la reforma al Código Civil para legalizar los matrimonios igualitarios, sin embargo no ponen fecha para aprobar un dictamen y mucho menos para pasarla al pleno.

Comentarios