Justicia efímera en Toluca

La avenida Lerdo de Tejada, considerada por la mayoría de los toluqueños como conflictiva por el constante tráfico vehicular, las banquetas inexistentes, y un riesgo para los ciclistas, fue el lugar donde se implementó la primera acción de urbanismo táctico por parte del décimo tercer regidor, Gabriel Medina Peralta, presidente la comisión edilicia de Movilidad, en el marco de la celebración mundial del día de la bicicleta.

Por un lapso de dos horas un carril delimitado por conos fluorescentes funcionó como ampliación de la banqueta y ciclovía para que peatones y ciclistas transitarán de forma segura por la vialidad antes mencionada; situación totalmente diferente a la realidad que se padece a diario en la ciudad.

Al respecto, los ciudadanos que utilizaron el carril improvisado, expresaron que la sensación que genera este tipo de acciones es de bastante comodidad y seguridad; incluso pidieron que la calle Lerdo de Tejada tendría que ampliarse para que peatones, ciclistas y el transporte motorizado coexista en armonía.

En contraste, se observó el descontento de los automovilistas por tomar 50 centímetros de uno de los tres carriles de calle principal de Toluca, en ocasiones los automóviles pasaban encima de los conos de plástico, en otras más los conductores expresaban su molestia verbalmente; hay que recordar que por este lugar transitan cientos de unidades de transporte público y privado provocando un caos, principalmente en las horas pico.

El urbanismo táctico es el espacio que se construye para rescatar espacios públicos en contra minuto con la ciudadanía, estas actividades se llevan a cabo a pequeña escala, en esta ocasión el objetivo fue proporcionar comodidad a los peatones y seguridad a los ciclistas.

Comentarios